Que Carnes Puede Comer Una Embarazada?

Que Carnes Puede Comer Una Embarazada
Carnes más adecuadas para embarazadas – La carne de cerdo en el embarazo o la carne roja en el embarazo, como la ternera, también son aptas para su consumo (sobre todo, sus piezas más magras), así como la de pollo. Las carnes como la de vaca o buey, o la carne de cordero, no están prohibidas.

  1. Eso sí, se recomienda tomarlas con mucha moderación;
  2. Tienen mucha grasa y colesterol, y en el embarazo debes cuidar tu alimentación;
  3. En cualquier caso, la carne de pavo tiene, en general, unos valores nutricionales muy apreciados;

Y su bajo contenido en grasa la hace muy adecuada para mantener un peso adecuado en cada uno de los nueve meses de espera. Eso sí, el consumo de carne compleméntalo con la ingesta de cereales integrales, hortalizas y verduras, legumbres, pescado y frutas y verduras.

¿Qué carnes no debe comer una embarazada?

Qué no puede comer una embarazada – La buena noticia es que la dieta para embarazadas es bastante similar a cualquier dieta saludable. Lo primero que debe plantearse como objetivo una mujer embarazada es comer con regularidad y concentrarse en los alimentos completos como verduras, frutas y cereales integrales.

Trata de mantener los alimentos con alto contenido de azúcar o procesados al mínimo. La lista de alimentos que no pueden comer las embarazadas, por razones de seguridad alimentaria, se compone de las carnes crudas, el hígado, el sushi, los huevos crudos, los quesos y la leche sin pasteurizar, así como los zumos no pasteurizados.

Todos ellos son alimentos que no pueden comer las embarazadas y deben eliminarse de la dieta. A continuación, te contamos más detalles sobre alimentos prohibidos en el embarazo 1,2,3.

¿Qué pasa si como carne en el embarazo?

Vitaminas y minerales de la carne – Los productos cárnicos aportan vitaminas importantes, como por ejemplo, la vitamina B 12 y la vitamina B 6. Entre las muchas propiedades de estas vitaminas, encontramos su función sobre la diferenciación celular, algo esencial durante el embarazo.

  1. La vitamina B 12 contribuye al proceso de división celular y contribuye al funcionamiento normal del sistema nervioso;
  2. Además, la vitamina B 6  ayuda a regular óptimamente la actividad hormonal;
  3. Cortes como chuletas y carne magra de cerdo o chuleta de cordero y ternera, son fuente de vitamina B 12 y el solomillo de cerdo y la carne magra de ternera son fuente importante de vitamina B 6 y en carnes como el conejo existe un alto contenido en ambas vitaminas;

El aporte de minerales de la carne tiene un papel muy beneficioso para las mujeres embarazadas. El hierro contribuye al transporte normal de oxígen o en el cuerpo y a la formación normal de glóbulos rojos y hemoglobina. El solomillo de buey y la carne magra de ternera son buenas fuentes de hierro.

¿Qué embutidos se puede comer en el embarazo?

¿Qué fruta no se puede comer en el embarazo?

Las frutas ácidas pueden agravar la acidez y el reflujo estomacal, así que es importante tomarlas con moderación en el embarazo. Durante estos meses es especialmente importante lavar bien la fruta antes de comerla para eliminar bacterias nocivas y residuos de plaguicidas o pesticidas.

¿Que comer durante el embarazo para tener un bebé sano?

¿Cuál es el mejor yogur para el embarazo?

Listeria | Carne mechada | Qué no pueden comer las embarazadas

Yogurt griego – Tiene el doble de proteínas si se compara con el yogurt convencional y también es rico en calcio, uno de los minerales más importantes para el desarrollo físico del bebé. Debes tomar la cantidad suficiente de calcio para que tu bebé también reciba una dosis suficiente.

¿Cómo se debe comer el huevo en el embarazo?

¿Puedo comer huevo estando embarazada? – Seguro que más de una vez te has preguntado si las embarazadas pueden comer huevo. La leche cruda, los quesos sin pasteurizar, el jamón, la carne poco hecha o el paté son algunos de los alimentos que no se deben consumir estando embarazada. ¿Y los huevos? Un huevo bien cocinado no supone ningún peligro para una mujer embarazada. De hecho, solamente en el caso de los huevos crudos o poco cocidos puede existir riesgo de salmonelosis que afecten al embarazo. Por lo tanto, si se tiene precaución a la hora de cocinar para que estén bien pasados y se evitan algunos alimentos como la mayonesa, mousses, merengues o tiramisú (aunque también pueden elaborarse sin huevo) no habrá riesgo ninguno.

¿Qué verduras no se pueden comer durante el embarazo?

Otras verduras no cocinadas, como el brócoli o los rábanos, pueden ser fuente de bacterias como salmonella, peligrosas para la embarazada, o incluso de listeria monocytogenes, que es extremadamente grave si atraviesa la barrera placentaria y alcanza al feto, pudiendo causarle la muerte.

¿Cuándo empiezas a notar el bebé en la barriga?

¿Cuando se comienza a sentir el bebé? – Por regla general, las mamás empiezan a notar los movimientos del bebé durante el cuarto mes de embarazo , es decir, a lo largo del segundo trimestre. Si nos referimos a semanas, es probable que empieces a notar al bebé en la semana número 20. En realidad, el bebé comienza a moverse en el útero bastante antes: aproximadamente a partir de la la semana 8, lo que ocurre es que estos movimientos no son todavía perceptibles para la madre.

¿Qué pasa si como salchichas en el embarazo?

Embarazo Actualizado a: Miércoles, 3 Febrero, 2021 16:11:21 Que Carnes Puede Comer Una Embarazada En el embarazo no se recomienda tomar embutidos, como el jamón o el chorizo, por el riesgo de toxoplasmosis. La alimentación es un asunto que preocupa mucho a la mujer embarazada. Se sabe que durante la gestación deben tomarse todos los tipos de alimentos, dando prioridad a los hidratos de carbono , proteínas , vitaminas y minerales , y disminuir el consumo de grasas y sal. Por el contrario, se habla mucho de los alimentos que una embarazada no debe comer porque repercuten directamente en su salud y la del feto , pero ¿cuáles están prohibidos por el riesgo que conllevan? Gloria Gálvez, responsable de la Unidad de Embarazo de Alto Riesgo del Equipo GINE4 – HM Hospitales , clasifica las recomendaciones en tres partes:

  • Prevención de la toxoplasmosis. No se recomienda tomar carnes poco hechas o crudas, ni embutidos curados sin cocción (jamón serrano, chorizo, lomo etc. Si la paciente es inmune a la toxoplasmosis puede tomar carne poco hecha, pero cocinada. “Hay que tener cuidado también con los vegetales que se toman crudos en ensalada, sobre todo si están manchados con tierra.

    Por ello, tienen que evitar tomar ensaladas fuera de casa, donde no conocemos los cuidados para su lavado y preparación. En casa se puede tomar ensalada sin problema, si lavamos cuidadosamente todas las hojas una a una”, dice la ginecóloga.

    Al respecto, Juan Ordás, director de la Unidad de Reproducción Asistida de Vithas Internacional , explica que para evitar la toxoplasmosis es necesario prestar especial atención a la forma de cocinar la carne. “El parásito Toxoplasma gondii muere a partir de los 70ºC.

    Sin embargo, resiste bien la congelación en el frigorífico de casa, aunque no la congelación industrial (de entre 40 y 60ºC bajo cero), de modo que se podría tomar carne poco cocinada siempre que haya sido congelada a estas temperaturas”, señala.

    Además, Ordás dice que los patés que se comercializan a partir de hígado de oca o de pato no tienen riesgo de transmitir la enfermedad , ya que se trata de aves. En el caso de los de hígado de cerdo , como están previamente cocinados, tampoco la transmitirían.

  • Prevención de la listeriosis. Aunque la infección por la bacteria listeria es relativamente rara, las mujeres embarazadas son 20 veces más propensas a sufrir esta enfermedad y la infección puede ser muy grave para los bebés. La listeria suele asociarse a alimentos en mal estado de conservación, y suele multiplicarse a una temperatura entre los 4º y 45ºC.
    • “Para prevenirla se aconseja utilizar lo antes posible todos los productos perecederos que estén precocinados o que vengan listos para comer y observar con detenimiento las fechas de caducidad;
    • Asimismo, es recomendable lavar meticulosamente las tablas de cortar, la vajilla y los utensilios para preparar la comida , con el fin de eliminar cualquier bacteria que haya podido contaminar los alimentos antes de ser cocinados;

    Evitar las ensaladas o vegetales comprados ya preparados y listos para comer”, especifica Gálvez. Es importante cocinar muy bien todos los alimentos, y especialmente las carnes, mariscos y pescados, así como evitar los pescados y mariscos ahumados (salmón, trucha, bacalao, atún, caballa.

    Tampoco tienen que tomarse derivados cárnicos crudos (cocinados sí se puede), tales como salchichas tipo frankfurt, ni los patés no enlatados. No se recomienda comer quesos blandos tales como feta, brie, camembert, y los  de pasta enmohecida o con vetas azules, como roquefort o cabrales.

    Se puede comer sin riesgos quesos duros (como cheddar y mozzarella), pasteurizados para untar y cremosos, además de requesón y yogur. Para poder ingerir el queso blando debe estar hecho con leche pasteurizada, ya que el proceso de pasteurización (u otros procesos térmicos similares) matarían la bacteria.

    • La ginecóloga insiste en “no tomar leche cruda ni comer alimentos o platos preparados con este ingrediente crudo;
    • La mayoría de los productos lácteos que se fabrican en España están previamente pasteurizados;

    Habría que evitar estos productos no etiquetados de venta en mercadillos o de los que desconozcamos su origen”.

  • Prevención del sobrepeso. “El aumento de peso durante el embarazo es algo inevitable”, afirma Gálvez, señalando que la recomendación para una mujer sin sobrepeso es que engorde hasta 12 kg. Este límite aumenta si se trata de una mujer con bajo peso y disminuye si la embarazada presentaba sobrepeso antes de la gestación.

Que Carnes Puede Comer Una Embarazada Se recomienda tomar lácteos desnatados o semidesnatados durante el embarazo.

¿Cuándo se empieza a mover el bebé en la panza?

A partir del cuarto mes de gestación , aproximadamente en la semana 20 de embarazo, las futuras mamás empiezan a sentir los movimientos de su bebé; las emocionantes primeras patadas del bebé que está en el vientre de la embarazada. Las pataditas son indicadores de que el feto goza de un excelente estado de salud, siempre que estén en relación con el desarrollo y el crecimiento del bebé.

  • La madre embarazada suele notarlas al cambiar de postura, estirarse o al sentarse tranquilamente a descansar;
  • El bebé aprovecha esos momentos para golpear con brazos y piernas la pared del útero materno con períodos de actividad y de descanso;

Según avanza el embarazo , la actividad se concentra en determinados momentos del día, por lo que pueden ser bastante predecibles. Que Carnes Puede Comer Una Embarazada Por lo general, alrededor de la semana 20 de gestación la embarazada ya puede notar los movimientos de su bebé dentro de su vientre (si bien las patadas son más intensas alrededor de la semana 28 de embarazo). Existen distintos tipos de movimientos que se pueden sentir: desde un pequeño aleteo a un golpe más fuerte que, incluso, cambia la forma de la barriga. Cuando el embrión mide solo unos pocos centímetros, flota en el vientre materno, se balancea y gira en el líquido amniótico.

  1. A medida que va creciendo, los movimientos fetales son cada vez más precisos;
  2. Todos los movimientos que realiza el feto, exigen coordinación entre la espina dorsal, la cabeza y los hombros;
  3. Los movimientos del bebé en el vientre no suponen ningún peligro para él, constituyen un buen entrenamiento y el líquido amniótico le protege;

Entre otras cosas, el movimiento del bebé  dentro del vientre puede estar influenciado por la alimentación de la madre y se estimula con el consumo de dulce. Durante este proceso, se produce un incremento de la glucosa en la sangre materna que pasa al bebé a través de la placenta y que anima al feto a moverse rítmicamente y por períodos cortos de tiempo. Que Carnes Puede Comer Una Embarazada Aunque el bebé empieza a moverse en el interior del útero desde la séptima u octava semana del embarazo, generalmente, las primeras patadas del bebé se empiezan a notar entre la semana 16 y 22 de embarazo. A partir de la semana 16, si es el segundo o tercer embarazo  y, alrededor de la semana 20, si es el primero. Las mamás primerizas suelen tardar más tiempo en reconocer los primeros movimientos de su bebé porque los confunden con gases u otros movimientos estomacales.

Sin embargo, por lo general, la mayoría de los bebés suelen estar más activo durante las últimas horas de la tarde o la noche, lo que puede llegar a dificultar el sueño de la embarazada. Uno de los mitos más extendidos es que durante las últimas semanas el bebé deja de moverse, pero lo cierto es que le falta espacio y los movimientos se hacen más pausados, aunque sigue plenamente activo en el vientre de la madre.

En cambio, las embarazadas veteranas son capaces de distinguir mejor estas sutiles pataditas gracias a la experiencia anterior. Además, por lo general, las mujeres más delgadas suelen sentir los movimientos del bebé más temprano y más a menudo que las más gorditas. Que Carnes Puede Comer Una Embarazada Durante el segundo trimestre  de embarazo, las patadas son poco frecuentes y ocurren de manera espaciada en el tiempo. No obstante, no existe un patrón fijo para medir los movimientos del bebé. Una vez que se empiecen a sentir con regularidad, los ginecólogos recomiendan observar su regularidad y su frecuencia , porque una reducción en la actividad del bebé dentro de la barriga podría indicar algún problema.

Algunas mamás han descrito esta sensación como palomitas de maíz reventando, un pez nadando de un lado a otro o una mariposa aleteando en su barriga. Ante cualquier duda, es importante que la embarazada acuda a su médico de confianza para chequear que todo va bien, si bien es importante que este conteo de los movimientos del feto no genere un estrés adicional.

En el tercer trimestre del embarazo, puedes empezar a contar las pataditas de tu bebé. Los movimientos fetales son un signo de bienestar fetal , aunque hay que tener en cuenta que su intensidad y número es variable en cada feto. A título orientativo, en el tercer trimestre se suele percibir un mínimo de 10 movimientos al día. Que Carnes Puede Comer Una Embarazada La intensidad con la que la embarazada siente los movimientos del feto depende de la constitución materna, ya que las gestantes que están en su peso  notan con más facilidad las patadas que las futuras mamás con obesidad o sobrepeso. Por otro lado, el registro de patadas también depende de la cantidad de líquido amniótico. En la semana 20 de gestación oscila entre los 200 y los 400 mililitros, pero cuanto mayor es la cantidad de líquido, con menos frecuencia choca el bebé contra la pared del útero.

Y recuerda, más importante que contar cuántas veces se mueve el bebé es percibir, de pronto, que disminuyen los movimientos fetales, teniendo en cuenta que hay días que se pueden notar más o menos movimientos.

Hacia el final del embarazo, cerca de la fecha de parto , el feto cada vez tiene menos espacio y encuentra más problemas para moverse con facilidad , aunque sus movimientos son más contundentes y se notan con más fuerza. Que Carnes Puede Comer Una Embarazada La actividad de tu bebé depende, en parte, de ti. Los científicos han descubierto que una fuerte descarga de adrenalina, que se produce tras un mal día en el trabajo o tras una discusión, tiene efectos en el feto porque esta hormona del estrés viaja a través del cordón umbilical y como consecuencia el bebé eleva su actividad.

En cambio, algunas mujeres se sorprenden cuando al intentar dormirse , su bebé empieza a jugar sin parar impidiendo que concilie el sueño. De igual modo, diversos estudios han revelado que todos los fetos disfrutan, entre las 21 y las 24 horas, de una fase de vigilia vinculada, al parecer, a la producción de cortisona de la madre.

Esta hormona aumenta el sueño de la madre, pero despierta al niño. El desarrollo embrionario transcurre de forma similar en todos los bebés, pero cada niño se mueve de forma diferente en regularidad, frecuencia e intensidad. Las mujeres que están en su segundo o tercer embarazo lo saben porque han percibido las primeras pataditas de cada uno de sus hijos de una forma distinta.

  • Ante cualquier duda relacionada con los movimientos y primeras patadas de tu bebé en tu vientre, no dudes en acudir a tu ginecólogo;
  • Puedes leer más artículos similares a Las primeras patadas del bebé en el vientre – ¿En qué semana se notan? , en la categoría de Etapas del embarazo en Guiainfantil;

com..

¿Cuál es el mejor desayuno para una embarazada?

¿Cuántas veces al día debe comer una mujer embarazada?

De preferencia realice cinco comidas durante el día : Desayune, almuerce, coma, meriende y cene. Incluye todos los grupos de alimentos. Puedes ingerir una taza de café o té al día, si lo deseas. Consume quesos bajos en sal y grasa, pasteurizados como: panela, cottage, requesón.

¿Qué puedo comer en la noche durante el embarazo?

Está claro, una buena y saludable alimentación durante el embarazo es parte absolutamente esencial de hacer las cosas bien. Sin embargo, es clave aprender a hacerlo, no es lo mismo comer mucho que comer bien. Por ejemplo a la hora de la cena, es recomendable que la mujer embarazada ingiera alimentos muy nutritivos , pero en lo posible ligeros.

La cena siempre debe ser más liviana que la comida, especialmente durante esta etapa. Así es que, primero, trata de cenar al menos dos horas antes de ir a la cama. No es aconsejable que cenes y caigas dormida de inmediato.

Deja que tu cuerpo asimile la comida y así podrás descansar mejor. Si se trata del buen reposo en las noches , evita comer alimentos pesados para tu digestión. Lo mejor es optar por las ensaladas y la proteína más sana como el pescado a la plancha o al horno.

Procura incluir siempre en tus cenas ingredientes que contengan ácido fólico, hierro, omega 3, vitaminas y calcio. Tú misma puedes hacer un listado de los alimentos con estas propiedades e inventarte recetas al combinarlos.

También puedes tener en cuenta una ensalada de atún, fruta picada, una crema de verduras o un consomé de pollo. Lo que más te recomendamos, es que acudas con un profesional en nutrición quien te ayudará a generarte un plan alimenticio adecuado para ti y te enseñará a cómo balancear mejor los alimentos para que no te olvides de ninguno de los nutrientes.

¿Qué verduras no se pueden comer durante el embarazo?

Otras verduras no cocinadas, como el brócoli o los rábanos, pueden ser fuente de bacterias como salmonella, peligrosas para la embarazada, o incluso de listeria monocytogenes, que es extremadamente grave si atraviesa la barrera placentaria y alcanza al feto, pudiendo causarle la muerte.

¿Por qué no debe barrer una mujer embarazada?

A muchas mujeres embarazadas les entra el síndrome de la limpieza y no quieren dejar de limpiar la casa. En principio suena muy bien y muy útil, pero la verdad es que existen algunos quehaceres de casa que debes de evitar hacer. Es importante tener cuidado con los esfuerzos excesivos y con el desgaste innecesario. ¿Qué no hacer en casa?

  • NO mover muebles. Ten cuidado con tu espalda, no es momento para cambiar de sitio el sillón. Además, si vas a agacharte, hazlo doblando las rodillas y con la espalda recta, en esos casos puede ser útil un cinturón de maternidad.
  • NO pintar las paredes de la recámara del bebé. Suena tierno que lo hagas tú, pero seguro que alguien puede hacerlo por ti. No es bueno por el esfuerzo físico y además porque la pintura tiene plomo lo cual puede dañar tu salud.
  • NO limpiar la caja del gato. También lo puede hacer alguien más, no te arriesgues a contraer tú –y tu pequeño- una infección parasitaria (toxoplasmosis). Esta se dispersa en el aire al momento de mover la arena del gato, permitiéndola volar libremente y pueda ponerte en riesgo de aspirarla.
  • NO matar insectos. No es tu chamba, al menos por ahora, los pesticidas son dañinos para las mujeres expectantes. De forma que si debes de matar alguno tendrás que hacer con una escoba, algún trapo o con tus manos en caso de ser un mosquito.
  • NO lavar ropa, barrer y limpiar el piso. No es a fuerzas, pero mejor evita esas tareas que te hacen agacharte repetitivamente. Sí las haces durante mucho tiempo, es posible que aparezcan dolores a la altura de la espalda baja y piernas, mismo caso a como sucede con mover muebles.

¡Tómalo con calma y deja que te ayuden! ¡Tiempo para que te consientan!.

¿Que no se puede comer en las primeras semanas de embarazo?

¿Que no debe tomar una mujer embarazada en los primeros meses?

Recibir buen cuidado antes, durante y después de su embarazo es muy importante. Puede ayudar a su bebé a crecer y desarrollarse, y a mantenerlos a ambos saludables. Es la mejor manera de asegurar que su pequeño tenga un buen inicio para una vida saludable.

CUIDADO PRENATAL Un buen cuidado prenatal incluye una buena alimentación y buenos hábitos de salud antes y durante el embarazo. Idealmente, usted debe hablar con su proveedor de atención médica antes de empezar a intentar quedar embarazada.

He aquí algunas cosas que deberá hacer: Elegir a un proveedor: Será necesario que elija un proveedor para su embarazo y parto. Este proveedor le ofrecerá servicios de cuidado prenatal, de parto y de posparto. Tomar ácido fólico: Si está contemplando quedar embarazada, o si ya lo está, debe tomar un suplemento con al menos 400 microgramos (0. También debería:

  • Hablar con su proveedor sobre cualquier medicamento que tome. Esto incluye medicamentos de venta libre. Solo debe tomar los medicamentos que su proveedor considere que es seguro tomar mientras está embarazada.
  • Evitar todo uso de alcohol y el uso de drogas recreativas y limitar la cafeína.
  • Dejar de fumar, si lo hace actualmente.

Asistir a consultas y exámenes prenatales: Usted visitará muchas veces a su proveedor durante el embarazo para recibir cuidado prenatal. La cantidad de visitas y los tipos de exámenes que se le harán cambiarán según en qué punto de su embarazo se encuentre:

  • Cuidado durante el primer trimestre
  • Cuidado durante el segundo trimestre
  • Cuidado durante el tercer trimestre

Hable con su proveedor sobre los distintos exámenes que se le practicarán durante el embarazo. Estos exámenes pueden ayudar a su proveedor a ver cómo se está desarrollando el bebé y a detectar cualquier problema con su embarazo. Los exámenes pueden incluir:

  • Pruebas de ultrasonidos para ver cómo está creciendo su bebé y ayudar a establecer una fecha de nacimiento estimada
  • Pruebas de glucosa para detectar diabetes gestacional
  • Pruebas de sangre para detectar el ADN fetal normal en sangre
  • Ecocardiografía fetal para revisar el corazón del bebé
  • Amniocentesis para buscar defectos congénitos y problemas genéticos
  • Prueba de translucencia nucal para buscar problemas con los genes del bebé
  • Análisis en busca de enfermedades de transmisión sexual
  • Exámenes de tipo de sangre como Rh y ABO
  • Exámenes de sangre para anemia
  • Exámenes de sangre para hacer seguimiento a cualquier enfermedad crónica que haya tenido antes de quedar en embarazo

Según sus antecedentes familiares, puede elegir hacerse pruebas de detección de problemas genéticos. Hay muchas cosas que debe pensar antes de realizar pruebas genéticas. Su proveedor puede ayudarle a decidir si esto es lo mejor para usted. Si usted tiene un embarazo de alto riesgo, podría ser necesario que consulte a su proveedor con mayor frecuencia, y que se realice exámenes adicionales. QUÉ ESPERAR DURANTE EL EMBARAZO Su proveedor hablará con usted sobre cómo manejar las molestias comunes del embarazo como lo son:

  • Náuseas del embarazo
  • Dolores de espalda, de piernas y otros dolores que se presentan en el embarazo
  • Problemas para dormir
  • Cambios en la piel y el cabello
  • Sangrado vaginal en las primeras etapas del embarazo

No hay dos embarazos iguales. Algunas mujeres tienen síntomas leves, o muy pocos síntomas durante el embarazo. Muchas mujeres trabajan durante todo el término y viajan mientras están embarazadas. Otras podrían necesitar disminuir sus horas o dejar de trabajar. Algunas mujeres requieren reposo en cama durante algunos días o posiblemente semanas para tener un embarazo saludable.

4 mg) de ácido fólico todos los días. Tomar ácido fólico reducirá el riesgo de ciertos defectos congénitos. Las vitaminas prenatales casi siempre contienen más de 400 microgramos (0. 4 mg) de ácido fólico por cápsula o tableta.

POSIBLES COMPLICACIONES DEL EMBARAZO El embarazo es un proceso complejo. Si bien muchas mujeres tienen embarazos normales, pueden presentarse complicaciones. Sin embargo, presentar una complicación no quiere decir que no tendrá un bebé saludable. Más bien, significa que su proveedor la vigilará de cerca y cuidará especialmente de usted y de su bebé durante el resto de su término. Las complicaciones comunes incluyen:

  • Diabetes durante el embarazo ( diabetes gestacional ).
  • Presión arterial alt durante el embarazo ( preeclampsia ). Su proveedor hablará con usted sobre cómo cuidarse si tiene preeclampsia.
  • Cambios prematuros o pretérmino en su cuello uterino.
  • Problemas con la placenta. Es posible que cubra el cuello uterino , que se aleje de la matriz o que no esté funcionando tan bien como debería.
  • Sangrado vaginal.
  • Trabajo de parto prematuro.
  • Que su bebé no esté creciendo bien.
  • Que su bebé presente problemas de salud.

Pensar en los posibles problemas puede ser atemorizante. Pero es importante estar al tanto de manera que pueda informar a su proveedor si nota síntomas inusuales. TRABAJO DE PARTO Y ALUMBRAMIENTO Hable con su proveedor sobre lo que puede esperar durante el trabajo de parto y el alumbramiento. Puede comunicar sus deseos preparando un plan de parto. Puede querer incluir cosas como:

  • Cómo desea manejar el dolor durante el trabajo de parto , incluso si desea o no recibir un bloqueo epidural
  • Sus sentimientos sobre la episiotomía
  • Qué sucedería si requiere una cesárea
  • Sus sentimientos sobre un parto asistido con fórceps o con ayuda de ventosas
  • Quién desea que esté con usted durante el parto

También es buena idea hacer una lista de las cosas que debe llevar al hospital. Empaque una maleta con anticipación para tenerla lista cuando comience el trabajo de parto. Conforme se acerque la fecha esperada para el parto, notará ciertos cambios. No siempre es fácil notar cuándo comenzará el trabajo de parto. Su proveedor podrá decirle cuándo es momento de visitarlo para hacerse un examen o dirigirse al hospital para el parto.

  1. Hable con su proveedor sobre lo que debe incluir en su plan de parto;
  2. Hable con su proveedor sobre lo que sucede si supera la fecha esperada de parto;
  3. Según su edad y factores de riesgo, su proveedor podría tener que provocar el parto entre la semana 39 y la semana 42, aproximadamente;

Una vez que comienza el trabajo de parto, puede utilizar una serie de estrategias para sobrellevarlo. QUÉ ESPERAR LUEGO DEL NACIMIENTO DE SU BEBÉ Tener un bebé es un hecho emocionante y maravilloso. También implica mucho trabajo para la madre. Usted necesitará cuidarse en las primeras semanas luego del alumbramiento.

El tipo de cuidado que necesitará dependerá de cómo dio a luz a su bebé. Si tuvo un parto vaginal, probablemente pasará 1 o 2 días en el hospital antes de irse a casa. Si tuvo una cesárea se quedará en el hospital por 2 o 3 días antes de irse a casa.

Su proveedor le explicará cómo cuidarse usted sola cuando regrese a casa conforme se recupera. Si usted es capaz de amamantar, hacerlo tiene muchos beneficios. También puede ayudarle a perder el peso que subió durante el embarazo. Téngase paciencia mientras aprende a amamantar. Hay mucho que aprender, como:

  • Cómo cuidar sus senos
  • La posición del bebé para amamantarlo
  • Cómo superar cualquier problema con el amamantamiento
  • Extracción y almacenamiento de leche materna
  • Cambios en la piel y el pezón a causa del amamantamiento
  • El mejor momento para amamantar

Si necesita ayuda, hay muchos recursos disponibles para las madres primerizas. CUÁNDO LLAMAR AL PROVEEDOR DE ATENCIÓN MÉDICA: Llame a su proveedor si está o cree que está embarazada y:

  • Toma medicamentos para diabetes, enfermedad de la tiroides, convulsiones o presión arterial alta
  • No está recibiendo cuidado prenatal
  • No puede manejar las molestias comunes del embarazo sin tomar medicamentos
  • Podría haber estado expuesta a una infección de transmisión sexual, a químicos, a radiación o a otras sustancias tóxicas

Consulte a su proveedor inmediatamente si está embarazada y tiene:

  • Fiebre, escalofrío o micción dolorosa
  • Sangrado vaginal
  • Dolor abdominal intenso
  • Traumatismo físico o trauma emocional grave
  • Ruptura de fuente (ruptura de membranas)
  • Poco o ningún movimiento del bebé en la segunda mitad de su embarazo

Cline M, Young N. Antepartum care. In: Kellerman RD, Rakel DP, eds. Conn’s Current Therapy 2020. Philadelphia, PA: Elsevier 2020:e. 1-e 8. Greenberg JM, Haberman B, Narendran V, Nathan AT, Schibler K. Neonatal morbidities of prenatal and perinatal origin. In: Resnik R, Lockwood CJ, Moore TR, Greene MF, Copel JA, Silver RM, eds.

  • Aprender las habilidades necesarias para amamantar a su bebé puede llevar de 2 a 3 semanas;
  • Creasy and Resnik’s Maternal-Fetal Medicine: Principles and Practice;
  • 8th ed;
  • Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 73;

Gregory KD, Ramos DE, Jauniaux ERM. In: Landon MB, Galan HL, Jauniaux ERM, et al, eds. Preconception and Prenatal Care. Gabbe’s Obstetrics: Normal and Problem Pregnancies. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2021:chap 5. Magowan BA, Owen P, Thomson A. Early pregnancy care.

  • In: Magowan BA, Owen P, Thomson A, eds;
  • Clinical Obstetrics and Gynaecology;
  • 4th ed;
  • Philadelphia, PA: Elsevier Ltd;
  • ; 2019:chap 6;
  • Williams DE, Pridjian G;
  • Obstetrics;
  • In: Rakel RE, Rakel DP, eds;
  • Textbook of Family Medicine;

9th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 20. Versión en inglés revisada por: John D. Jacobson, MD, Professor of Obstetrics and Gynecology, Loma Linda University School of Medicine, Loma Linda Center for Fertility, Loma Linda, CA. Internal review and update on 06/03/2021 by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.