Para Que Sirve La Parrilla?

Para Que Sirve La Parrilla

El concepto de parrilla tiene varios usos. El más frecuente está asociado al dispositivo que, ubicado sobre el fuego, permite asar un alimento. Al cocinar a la parrilla, la comida adquiere un sabor característico. Lo habitual es que la parrilla se emplee para cocinar carnes. Gracias a la lentitud de la cocción (lograda a partir de la ubicación de los trozos a una distancia estratégica del fuego), la carne queda dorada por fuera y tierna por dentro. La parrilla también ayuda a eliminar gran parte de la grasa. La noción de parrilla es equivalente a lo que en ciertos países se conoce como barbacoa.

Las parrillas suelen construirse con ladrillos y contar con una chimenea que canaliza el humo. No obstante, la parrilla también puede tener esa misma función pero ser un utensilio de hierro con forma de rejilla que se emplea para poder poner al fuego los alimentos que se desee.

En países sudamericanos como Argentina y Uruguay , es frecuente que las casas cuenten con una parrilla en el patio o en otro ambiente externo. Es una costumbre compartir un asado (carne a la parrilla) en familia o con amigos. El restaurante que se especializa en servir asado también se conoce como parrilla.

Por ejemplo: “Anoche fuimos a una parrilla con los chicos y comimos carne de yacaré” , “Manuel dijo que iba a pasar por la casa de Claudia cuando saliera de la parrilla en la que trabaja” , “¿Dónde prefieren almorzar? ¿En una restaurante italiano o en una parrilla?”.

En el caso de Cuba, por ejemplo, también se utiliza el término de parrilla para referirse al dispositivo que se coloca en la parte trasera de las bicicletas con el claro propósito de llevar la carga. Tiene forma de reja metálica y también es habitual verlo en motocicletas de distinta cilindrada.

  1. Dentro del ámbito de la radio y de la televisión también se emplea de manera frecuente la palabra parrilla;
  2. En este caso se utiliza para referirse al cuadro de programación;
  3. Es decir, al conjunto de horarios y espacios que se van a emitir;

Así, por ejemplo, la parrilla de una cadena de televisión puede estar conformada por espacios tales como informativos, programas infantiles, concursos o series pasando por películas. Precisamente los telespectadores es habitual que consulten esa citada parrilla para saber en todo momento qué pueden ver por la noche cuando están en casa o a qué hora se emitirán sus programas favoritos.

No hay que pasar por alto que en otros países se emplea el término parrilla con otros significados. De esta manera, por ejemplo, en Uruguay también se usa como sinónimo de somier. En El Salvador, por su parte, se utiliza para indicar que una persona tiene un trasero bastante voluminoso.

De la misma manera, no hay que olvidarse que también existe la llamada parrilla de salida, que se refiere al punto de partida en el que deben situarse los participantes de una competición para iniciarla. Otro uso de parrilla refiere, según el país , al portaequipaje que se encuentra en la parte superior de un coche: “Por favor, asegúrate que todos los bolsos estén en la parrilla; en cinco minutos, partimos” ..

¿Qué es una parrilla y para qué sirve?

  • Categoría: Utensilio

Utensilio de cocina que sirve para asar carnes, pescados y verduras. El modelo más antiguo consiste en una rejilla de hierro forjado, dotada de un asa y montada sobre cuatro pies, que se coloca sobre brasas. Esta parrilla, previamente untada de aceite, es adecuada para las grandes piezas de carne. Existe otro modelo formado por dos rejillas unidas por una bisagra y entre las que se encierra los alimentos que se van a asar.

  1. El inconveniente es que la grasa que cae sobre las brasas hace desprender, cuando se inflama, vapores nocivos;
  2. Las rejillas constituidas por una placa de hierro colado o chapa se ponen en contacto directo con la placa o el quemador de la cocina;

Deben limpiarse antes de cada uso para eliminar sabores metálicos. Las parrillas eléctricas independientes actúan por radiación, gra­cias a una resistencia, o bien por contacto. Estas últimas están dotadas a menudo de un revestimiento antiadherente, y están constituidas por una placa gruesa, lisa o acanalada, o por dos placas con bisagra.

¿Qué es a la parrilla?

Acompáñanos a descubrir cómo la parrilla se ha convertido en un nuevo instrumento para muchos restaurantes o proyectos culinarios, ya que en la actualidad se preparan muchos más alimentos que sólo proteínas y verduras. Cocinar a la parrilla se ha vuelto un nuevo método de cocción que incluye maderas y carbón que logran un sabor muy distinto a lo cocinado convencionalmente en una estufa o en un horno, es por ello, por lo que algunos chefs ya están experimentando con este método para generar nuevas experiencias de sabor y mayores beneficios al integrar a sus menús platillos preparados al fuego. Asar a la parrilla o a las brasas es una técnica de cocción en la que se aplica calor seco directo al alimento a una temperatura entre 160 y 180 °C, y donde el calor proviene de las brasas naturales. Esto le da al alimento un sabor especial gracias al aroma que desprende el carbón o la leña con la que se está calentando la parrilla. Igual que en el resto de las formas de asar, el alimento sometido a alta temperatura crea una capa protectora en su exterior que le hace preservar todo el sabor y el jugo. Para controlar la temperatura, podemos acercar o alejar la parrilla del fuego. Es importante considerar que a veces cocerás aplicando directamente el fuego sobre la pieza y otras veces sólo utilizarás el calor de las brasas. En cualquier caso, no es conveniente retirar la piel de los alimentos como en el caso del pollo o de las papas.

Pero debes tener cuidado porque si como chef te distraes o dejas pasar un poco más de tiempo, tus platillos a la parrilla pueden resultar un verdadero desastre. Es por eso que ahora los chefs miran este tipo de preparaciones como todo un reto.

Al no mezclarse con líquidos, el asado preserva al máximo el sabor de cada alimento y es por eso que los chefs están recurriendo cada vez más a esta técnica. Cabe mencionar que los proyectos culinarios que están implementando este método de cocción, es muy probable que hayan tenido las posibilidades de espacio, remodelación y ventilación para adaptar su modelo de negocio anterior a uno nuevo que incluyera una parrilla.

Ahora demos paso a los platillos que puedes preparar a la parrilla. A continuación, te presentamos diferentes opciones de platillos que están integrando este tipo de restaurantes y que tú también puedes preparar como chef.

Fresas, frambuesas, arándanos y moras, son frutas pequeñas, sabrosas y coloridas que pueden ser asadas en una bandeja metálica, o mejor aún, selladas en aluminio para que suelten bien su vapor. Son deliciosas en ensaladas, salsas frescas y postres. El calabacín fresco de verano es maravilloso cuando se corta en rebanadas y se asa a la parrilla, puedes marinarlo con un poco de aceite de olivo y ajo antes de asarlo y te puede servir como parte de una deliciosa ensalada.

See also:  Que Pescado Es Ideal Para La Parrilla?

Los duraznos son geniales, simplemente hay cortarlos por la mitad, quitarles el hueso y tirarlos al asador para que estén unos minutos por cada lado. Ideales para ensaladas o postres congelados. La textura sedosa y aterciopelada del aguacate se presta perfectamente para ser asada a la parrilla.

Igual que los duraznos, partidos a la mitad, deshuesados y puestos a la parrilla durante unos minutos de cada lado, hacen un excelente acompañante para el salmón, verduras o fajitas rellenas a la parrilla. Si quieres sorprender a tus comensales vegetarianos, no olvides el tofu extra firme, les encantará.

¿Por que cocinar a la parrilla?

¿Que necesitamos para una parrilla?

– Prepara la comida antes de cocinarla – Bien, ahora que la parrilla está lista, es momento de empezar a alistar los ingredientes. Ya que la BBQ zone suele encontrarse en los primeros o últimos pisos de los proyectos inmobiliarios, lo mejor es que prepares los ingredientes en casa.

Antes de ir a la parrilla asegúrate de cortar en tu cocina las verduras, marinar la carne y otros preparativos que debas hacer con los ingredientes. Puedes estar seguro que empezar a cocinar la comida será mucho más sencillo de esta forma.

No olvides llevar otros ítems de parrilla importantes como tenazas de metal, una espátula de metal, un termómetro de carne, un cepillo de asador, un spray para cocinar, guantes de cocina resistentes al calor y papel de aluminio. Asegúrate de mantener cerca toallas de papel (pero lejos del fuego) para limpiar desastres inesperados.

¿Cuál es el origen de la parrilla?

Historia [ editar ] – Se dice que la parrilla fue desarrollada cuando al colocar una cerca que rodeaba un fastuoso château , erró en el cálculo. El barón dueño de la propiedad se habría negado a pagar al fabricante el hierro sobrante y, en venganza, el herrero habría utilizado la reja sobrante como soporte para cocer carne frente al castillo.

El aroma habría enloquecido al barón al punto que accedió a desembolsar los dos ducados que adeudaba, por lo que obtuvo la reja-parrilla en pugna. [ cita requerida ] Hacia fines del siglo xix en los alrededores del Río de la Plata, se utilizaban rejillas de hierro forjado para tensar los cueros mientras se secaban.

Se atribuye a los gauchos de esa época el uso de esta herramienta para asar las carnes que sobraban de los animales faenados. Después de una ley de amnistía dictada en 1832 en Uruguay, miles de presos comunes y prisioneros políticos vieron nuevamente la luz.

En la cárcel de Colonia del Sacramento el festejo desembocó en escándalo cuando se comenzó a destruir la cárcel. En pocas horas, una banda de cuatreros amnistiados se agenció algunos vacunos de vecinos de la zona.

Un convicto arrancó la puerta de su propia celda e improvisó la primera parrilla moderna, cuyos resultados compartieron liberados, policías y transeúntes.

¿Quién inventó la parrilla?

Como tantas cosas relacionadas con la cocina, el origen de la parrilla hay que situarlo en Francia, concretamente en el siglo XVII. Cuenta la leyenda que el herrero Phillipe Ledoux recibió el encargo de un barón para construir una valla de hierro.

¿Cómo se usa una parrilla de carbón?

¿Qué tipo de parrillas hay?

¿Cómo se sella la carne a la parrilla?

¿Cómo sellar carne? – A la parrilla: poner la parrilla baja y mucha brasa. Cocer la carne de ambos lados (dando vuelta una sola vez). El tiempo dependerá del tamaño del corte. Una vez que esté sellada de ambos lados, bajar el calor (retirar brasa o subir la altura de la parrilla) y continuar la cocción.

  • Al horno: Precalentar el horno en máximo;
  • Colocar la carne y dejar cocer unos 10 minutos;
  • No hace falta dar vuelta, pero se puede hacer;
  • Bajar la temperatura a la deseada (medio o mínimo) y continuar la cocción hasta el final;
See also:  Carnes Que Se Pueden Comer En El Embarazo?

A la plancha: calentar la plancha muy recontra caliente. Sellar la carne hasta que se vayan dibujando las típicas rayitas. Ir dando vueltas con una pinza para sellar de todos lados. Bajar el fuego y continuar la cocción. A la cacerola: se sella con un chorrito de aceite.

Calentar el aceite con el fuego en máximo, ojo que no se queme. Agregar el corte de carne y tapar. Hará un ruido terrible, tranquilos, no pasa nada. Tampoco saldrán pochoclos. Ir girando con una pinza hasta que esté dorada de todos lados.

Recomiendo retirar un minuto del fuego la olla cuando la vayamos a destapar, porque salpica mucho. Continuar la cocción, se supone que agregaremos líquido.

¿Qué parrilla es más saludable?

Ya sea para esos asaditos de verano o para tus reuniones en el invierno, aquí encontrarás algunas recomendaciones para que tus parrilladas sean más saludables y seguras, sin perder ni su exquisito sabor ni la diversión de los encuentros. Para los amantes de las parrilladas , cualquier evento puede ser un buen motivo para reunirse frente al asador, sin importar la época del año.

Claro que las noches tibias del verano tienen un encanto especial, y ni hablar si el encuentro es para el almuerzo: una ocasión  perfecta para disfrutar de un día al aire libre. No importa el momento ni la época del año que elijas, siempre es mejor si tienes algunos cuidados para que tus comidas sean sabrosas y saludables.

¿Sabías, por ejemplo, que asar a altas temperaturas puede transformar las proteínas de las carnes rojas, del cerdo, de las aves y del pescado en sustancias químicas llamadas aminas heterocíclicas (AHC), que se han relacionado con cáncer de mama (cáncer del seno) , cáncer del estómago , cáncer de próstata y cáncer del colon ?  ¿O que el humo de la barbacoa contiene otros agentes cancerígenos denominados hidrocarburos aromáticos policíclicos (HAP), que se forman cuando la carne suelta grasa y jugos sobre la parrilla? Además, si consumes grasas en exceso se fomenta la obesidad , una condición que afecta a muchas personas y puede causar varias enfermedades que hasta pueden poner en riesgo tu vida.

¡Pero no te deprimas ni suspendas el encuentro! Siempre hay una variedad de opciones muy sabrosas que se pueden hacer para que la barbacoa y/o la parrillada sean más saludables y para que disfrutes la reunión con tus familiares y amigos.

Toma nota de estos siete consejos para que tu parrillada sea más segura y que no perjudique tu salud: 1. Elige carnes magras que sueltan menos jugo y grasa y que producen menos humo. Otras opciones son quitarle la piel y el exceso de grasa y elegir cortes más pequeños, como las brochetas, que necesitan menos tiempo para cocinarse.

  1. Evita las carnes procesadas como los ” hot dogs “, la tocineta (tocino), el jamón, el salami y las salchichas;
  2. Según el Instituto Americano de Investigación sobre el Cáncer, estas pueden aumentar el riesgo del cáncer colorrectal;

Siempre descongela las carnes antes de cocinarlas y reduce el tiempo del asado a la parrilla. Por ejemplo, puedes cocinarlas parcialmente en el microondas antes colocarlas sobre el asador, para disminuir el tiempo de cocción y por ende, el exceso de humo.

  • Selecciona un marinado suave , ya que los más espesos tienden a chamuscar (quemar) la carne, lo que aumenta la exposición a los agentes cancerígenos (que causan cáncer);
  • Elige marinados a base de vinagre o limón, que crearán una capa protectora sobre la carne;

Una receta deliciosa la logras mezclando jugo de limón, vinagre y hierbas aromáticas (salvia, romero, menta, albahaca) y dejando marinar la carne en ella por lo menos una media hora. No quemes la carne  y evita las partes más negras y quemadas (chamuscadas).

  • Usar briquetas de madera o leña dura como el nogal en lugar de pino que ayuda a reducir la temperatura de la parrilla;
  • También es importante que limpies muy bien la parrilla después de cada uso, para reducir la exposición a las aminas heterocíclicas;

Otras recomendaciones para evitar que la carne se queme es voltearla frecuentemente y colocarla mínimo a seis pulgadas (15 centímetros) de distancia de una fuente de calor. Asimismo, evita que los jugos se derramen y produzcan humo. Agrega vegetales al asador ¡y hasta frutas! Los químicos que se forman al cocinar la carne a la parrilla que se consideran peligrosos, no aparecen cuando se cocinan frutas o vegetales, ya que sus proteínas son diferentes y no tienen el mismo efecto que las de la carne.

  • Algunas hortalizas como los pimientos, la cebolla, calabacines, hongos (setas, callampas) y la piña (ananás) se prestan de maravilla para cocinar a las brasas (a la barbacoa);
  • Incorpóralos al menú de tu próxima parrillada;

Ahora ya lo sabes, tus parrilladas pueden seguir siendo deliciosas, más variadas y también más sanas. ¡A comer! Copyright © 2021 Vida y Salud Media Group. Todos los Derechos Reservados. Imagen: ©Shutterstock / Syda Productions.

¿Cuáles son las ventajas de la cocción?

Ventajas de cocinar los alimentos –

  • Cocinar elimina compuestos tóxicos, como algunas bacterias y microorganismos de la carne, el pescado, el huevo o las setas comestibles.
  • Cocinar es una forma de conservar los alimentos : mermeladas, conservas, escabeches, esterilización.
  • Dependiendo de qué alimentos cocinemos y cómo, podemos disminuir o aumentar su poder antioxidante mediante la cocción.
  • Cocinar es una predigestión: desdobla ciertos nutrientes y facilita en muchas ocasiones su asimilación. Además, el organismo necesita menor producción enzimática para digerir los vegetales cocidos.
  • Mejora la palatabilidad de los alimentos : sabor y textura. También mejora la digestibilidad y asimilación, vitales para una nutrición adecuada y nos permite ingerir mayor cantidad de vegetales. La cocción a menudo puede facilitar el acceso a una mayor cantidad de nutrientes y puede resultar preferible comer una mayor cantidad de vegetales cocinados (aunque hayan perdido una parte de sus nutrientes) a no comerlos. Dicho de otra manera, si cocinar las verduras nos invita a comerlas en mayor cantidad, ¡pues bienvenidas sean!
  • Numerosos antinutrientes y enzimas se reducen o destruyen. Ponemos  unos ejemplos:
    • La enzima ácido ascórbico oxidasa, que destruye la vitamina C, se inactiva mediante el calor y la podemos encontrar en la calabaza, el tomate o la zanahoria.
    • El ácido oxálico, que impide la absorción de algunos minerales y está presente en vegetales de hoja verde, se reduce mediante la cocción.
    • Las sustancias bociogénas presentes en los vegetales de la familia de la col, entre otros,  reducen la absorción del yodo. También se inactiva su actividad enzimática mediante el calor.
    • Se desnaturalizan factores inhibidores, como las antiamilasas o antiproteasas de algunos alimentos, que impiden el uso de los hidratos de carbono o las proteínas si no están cocinados.
  • Hay alimentos que requieren ser cocinados para ser aptos para nuestro sistema digestivo, como es el caso de los cereales , los tubérculos y las legumbres. La cocción de estos alimentos altera su estructura celular, de forma que  los nutrientes se vuelven más accesibles a las enzimas digestivas de nuestro cuerpo.
  • Comer vegetales crudos a menudo puede implicar un mayor esfuerzo digestivo y debilitamiento, de hecho en las medicinas tradicionales orientales como el Ayurveda o la Medicina Tradicional China se recomienda no abusar de los crudos y en ocasiones evitarlos al completo.
  • Hervir o cocinar al vapor disminuye la cantidad de pesticidas de los alimentos, que pasan en parte al agua de cocción (*).
  • A las personas enfermas o con la mucosa intestinal inflamada les puede resultar imposible o difícil ingerir alimentos crudos. En tales casos es más indicado comer los alimentos cocinados
  • En las estaciones frías, los alimentos cocinados nos aportan calor.
See also:  Carnes Que Tienen Hierro?

Para Que Sirve La Parrilla Estos tacos veganos contienen garbanzos y boniato, alimentos que necesariamente deben ser cocinados para digerirlos.

¿Cómo afecta el humo de la parrilla?

Carcinógenos en alimentos a la parrilla – Se pueden generar carcinógenos al asar ciertos alimentos, especialmente carnes con alto contenido de grasa. Estas son las dos formas principales en que asar y comer alimentos a la parrilla pueden exponer a las personas a carcinógenos:

  1. Ingestión de carcinógenos. Los alimentos a la parrilla contienen compuestos cancerígenos (carcinógenos) producidos por la quema de grasas y las altas temperaturas de la parrilla. Luego, los carcinógenos se ingieren y absorben a través del estómago.
  2. Inhalando carcinógenos. El humo producido al asar a la parrilla contiene carcinógenos y otros contaminantes que dañan la salud. Este humo se puede inhalar directamente de la parrilla y puede ingresar al cuerpo a través de los pulmones. El humo de la parrilla también contribuye a la contaminación del aire local.

¿Cómo usar la parrilla por primera vez?

Primer uso – Siga estos pasos cuando utilice las rejillas de acero inoxidable por primera vez:

  • Retire las rejillas y lávelas con agua tibia y jabonosa y un paño suave.
  • Seque las rejillas por completo.
  • Precaliente la parrilla para cocinar.
  • Con un Cepillo de silicona y aceites a alta temperatura con alto contenido de grasas saturadas, como aceite Crisco, vegetal o de canola fundido, cubra con cuidado las rejillas y continúe precalentando hasta que esté listo para cocinar.

¿Que no puede faltar en la parrilla?

¿Qué es una parrillada de carne?

La parrillada también llamada asado, churrasco, barbacoa o torrada​ es un método para cocinar carnes de diferentes animales, principalmente de bovino, pollo o cerdo, mediante el calor del fuego, difundido en casi todo el planeta desde el descubrimiento del manejo del fuego, es decir, antes de la aparición del homo.

¿Qué es una parrilla industrial?

Las parrillas industriales son uno de los elementos más utilizados en las cocinas de producción amplia. En este artículo te presentamos las opciones que puedes encontrar en Proesa: sus características su forma recomendada de uso y mucho más. Las parrillas industriales, son un elemento importante en las cocinas tanto industriales como comerciales.

Estas pueden ser de mesa, o de piso; los factores de selección pueden variar entre qué clase de alimentos se preparan, y la selección de cocciones que se desean obtener. Las parrillas industriales , tienen un factor importante, están fabricadas en acero al carbón, con acabado en pintura y en acero inoxidable, y cuentan con más de dos quemadores.

En estas se pueden preparar distintos alimentos, y deben caber diferentes tipos de ollas o utensilios de cocción. El trabajo a la parrilla, principalmente en parrillas industriales , puede hacerse también directo al fuego, es decir, sin un utensilio de cocción incluido.

¿Qué tipo de parrillas hay?